PASTEL FRÍO DE ATÚN

martes, julio 16, 2019


En verano lo único que nos apetece es salir corriendo a la playa, y luego volver y encontrarnos la comida preparada en la nevera, porque caliente no nos apetece, claro. Pero para encontrarnos la comida lista a la hora del almuerzo tendremos que prepararla antes de irnos a la playa, por supuesto. Y por ello yo siempre elijo propuestas que pueda dejar preparadas con antelación. Y es lo que pasa con este pastel frío de atún. Una receta que elaboraremos por la mañana o la víspera y a la hora de servir sólo tendremos que sacar y decorar. Es un pastel salado que da mucho de si, que se prepara con ingredientes de andar por casa, casi al gusto, con lo que tenemos en la nevera, y que suele gustar a todo el mundo por sus ingredientes sencillos.


Eso sí, si es un pastel de atún, el atún no podemos sustituirlo por otro ingrediente, y para ello hemos elegido el atún claro en aceite de oliva virgen extra de la marca ALBO, una conservera de Vigo que acaba de cumplir 150 años, y que ahora para celebrarlo ha puesto en marcha un concurso apadrinado con su embajador de lujo, Dani García, y en el que el premio es una cena para dos en su restaurante de Madrid, BiBo, porque tus recuerdos tienen premio.


INGREDIENTES:


  • Para el pastel:
  • 12 rebanadas de pan de molde sin corteza
  • 3 latas de atún en aceite de oliva virgen extra de Conservas ALBO
  • 5 palitos de surimi
  • Una lata de maíz
  • 3 huevos cocidos
  • Un bote de aceitunas sin hueso
  • Un tarro de mayonesa pequeño
  • Para decorar:
  • 1 lata de atún en aceite de oliva virgen extra de Conservas ALBO
  • 1 huevo cocido
  • Un poco de maiz
  • Tres o cuatro rabanitos
  • Unos tallos de cebollino
  • Mayonesa, del mismo tarro que hemos usado antes 




PREPARACIÓN:


Abrimos las latas de atún y retiramos el exceso de aceite de oliva virgen extra, ponemos en un bol, añadimos el maíz escurrido también. Cortamos las aceitunas y las añadimos también. Y picamos tres huevos cocidos y también lo ponemos en el bol. Por últimos añadimos los palitos de surimi troceados a la mezcla. Echamos unas tres o cuatro cucharadas de mayonesa y ligamos todo.





Forramos un molde rectangular con film transparente dejando que sobresalga por los lados para desmoldar después  (el mío era desmontable, por lo que no fue necesario forrarlo). Disponemos una primera capa de pan de molde, sobre tres rebanadas, dependiendo del tamaño del molde, extendemos bien para que no queden huecos. Y Ahora extendemos una primera capa de relleno, después ponemos otra capa de pan de molde, otra de relleno, otra de pan de molde, una última de relleno y otra de pan de molde (en total, cuatro capas de pan de molde y tres de relleno). Tapamos el molde bien y llevamos al frigorífico durante una hora como mínimo.

Después de este tiempo sacamos y desmoldamos. Untamos todo el exterior con una fina capa de mayonesa. Y decoramos por encima con la lata de atún, el huevo cocido, el maíz, los rabanitos en rodajas  y el cebollino cortado. Servimos inmediatamente.



Si lo hacéis el día antes, lo dejáis dentro del molde sin decorar y decoráis a última hora.
Como veis se trata de una receta ideal para este verano caluroso y que nos sacará de más de un apuro.



También te gustará

1 comentarios

  1. Me encantan este tipo de pasteles, que tenemos fresquitos en la nevera. Con ingredientes sanos y nutritivos. Lo haré en breve, BSS guapa!

    ResponderEliminar

Seguidores de BLOGGER

Subscribe